Floyd Mayweather Jr. confirmó todos los pronósticos y mantuvo su invicto al ganar por decisión mayoritaria al boxeador mexicano Saúl “Canelo” Álvarez y proclamarse nuevo campeón del peso mediano junior.

El combate, que se disputó en el MGM Grand Garden Arena de Las Vegas, ha batido todos los récords y Mayweather se ha convertido en el deportista mejor pagado del mundo por segundo año consecutivo (91 millones de dólares este 2013), tras embolsarse 41,5 millones de dolares (31.188.000 euros).

mayweather-bieber

Entertainment Earth

La cadena que lo ha emitido, Showtime, prevé haber recaudado unos 150 millones de dólares: entre 1,8 y 2 millones de hogares multiplicado por 74.95 dólares. Y otros casi 150 millones por los derechos televisivos en 100 países.

“Creo que alcanzaremos los dos millones de hogares”, afirmó Richard Schaefer, director ejecutivo de la compañía promotora Golden Boy Promotions. El récord lo tiene la pelea de 2007 entre Mayweather y Oscar de la Hoya con 2,4 millones de hogares. “El sábado podría ser una noche de 200 millones de dólares”, añadió Schaefer.

La pelea ha tenido además el récord como el de vender inmediatamente las 18.000 entradas que oscilaban entre los 200 y los 4.000 euros, recaudando más 19 millones de dólares sólo en entradas. La más barata rondaba en la reventa de internet los 800 dólares y la más cara llegaba hasta los 44.000 dólares.

Sin embargo, pese a la enorme expectación despertada por la velada denominada ‘The One’, el combate careció de la calidad e interés y generó una gran decepción entre los aficionados presentes en el recinto, ante el dominio completo del púgil estadounidense.

A pesar que los jueces no vieron la misma pelea, ya que uno de ellos dio un empate en las cartulinas 114-114 y los otros dos reflejaron 116-112 y 117-111, respectivamente, cuando el púgil mexicano no ganó ninguno de los 12 asaltos. Mayweather Jr, de 36 años, que dejó su marca invicta en 45-0, 26 nocáuts, se llevó una bolsa de 41,5 millones de dólares garantizada, la mayor en la historia del boxeo, y unas ganancias con los derechos de televisión y patrocinadores que llegarán a los 100 millones de dólares.

Mientras que ‘Canelo’ Álvarez, de 23 años, perdió el invicto y bajó su marca a 42-1-1, 30 victorias por la vía rápida, con la única compensación de llevarse una bolsa de 12 millones de dólares por perder su primera pelea y quedar en evidencia del poco boxeo que aportó ante el mejor del mundo.

Como se esperaba, el primer asalto sirvió para que ambos púgiles se estudiasen y, sobre todo, bajasen la tensión del inicio de la pelea con Álvarez muy relajado y sin intenciones de ir a buscar a Mayweather Jr., que de cualquier manera colocó ya los mejores golpes.

Todo siguió igual en el segundo y lo único emocionante era la manera como los aficionados gritaban y apoyaban a ‘Canelo’ Álvarez, que comenzó a comprobar la velocidad de Mayweather Jr., que se dedicó a moverse por todo el cuadrilátero y terminó con la tranquilidad de su rival, que volvió a perderlo el púgil mexicano.

El tercero se acentuó aun más el dominio de Mayweather Jr. que colocó a placer su directo de izquierda sin respuesta de Álvarez que intentó contrarrestar con la derecha, pero sin eficacia y el campeón invicto se sentía dominante y sin ningún tipo de amenaza por parte de un rival que no aportaba nada.

mayweather-bieber2

La historia del cuarto fue la misma, Mayweather Jr. se convirtió en un auténtico imposible para Álvarez, que se mostró perdido en el centro del cuadrilátero, rígido, sin movimiento de cintura y objetivo fácil de los directos y combinaciones del púgil estadounidense.
Superioridad total de Mayweather

Nada cambió en el quinto, Álvarez perdió la distancia y Mayweather Jr. comenzó a exhibirse y a reírse en la cara del púgil mexicano que confirmó que no había llegado con nada de boxeo ni defensivo ni de ataque.

‘Canelo’ Álvarez se comía todos los golpes de Mayweather Jr., que tenía una eficacia del 41% al combinar perfectamente velocidad, fintas, reflejos y también potencia. El resultado fue ver como el pómulo izquierdo de Álvarez comenzó a inflamarse.

La superioridad de Mayweather Jr. se incrementó aun más en el sexto y séptimo asaltos al colocar los golpes más potentes de derecha ante un rival que no se movía se quedaba estático sobre la cuerdas y el púgil estadounidense, simplemente, se exhibía con su directo de izquierda.

La imagen de ‘Canelo’ Álvarez era cada vez peor al ver como Mayweather Jr. le había conectado nada menos que el 47% de los golpes directos que sacó con su mano izquierda, dando de nuevo muestra de su inteligencia, pero también ante un rival sin ninguna clase ni boxeo que aportar.

El púgil mexicano intentó en el octavo entrar el cuerpo a cuerpo y le fue peor porque recibió los golpes más potentes por parte de Mayweather Jr. que para entonces ya tenía ganada la pelea.

El resto lo dedicó para exhibirse aun más ante los aficionados, burlarse de su rival, al que dejó completamente al descubierto que tiene poca calidad boxística y que le queda un largo camino por recorrer como profesional después de la gran lección que recibió por parte de Mayweather Jr..

Via: EFE