El médico Conrad Murray fue declarado hoy culpable de homicidio involuntario en la Corte Superior del condado de Los Ángeles donde ha sido juzgado como único acusado por la muerte de Michael Jackson el 25 de junio de 2009.

Los doce miembros del jurado alcanzaron el veredicto por unanimidad después de cerca de diez horas de deliberaciones que comenzaron el pasado viernes 4 de noviembre.

La secretaria judicial Sammie Benson se encargó de leer el veredicto de culpabilidad que Murray, de 58 años, escuchó con la mirada perdida mientras alguno de los presentes en la sala no pudo evitar lanzar un grito de alegría.

El juez Michael Pastor dará a conocer la condena el 29 de noviembre que podría ser de un máximo de 4 años de cárcel.

La Corte retiró de forma inmediata la libertad condicional a Murray que fue esposado en la sala del tribunal y quedó bajo custodia de las autoridades hasta el día de la sentencia.

La madre de Michael Jackson, Katherine, su padre, Joe, y sus hermanos Jermaine, Rebbie, Randy y La Toya, estuvieron presentes en la vista, al igual que la madre de Murray y Nicole Álvarez, la madre del sexto hijo del médico.

La decisión del jurado fue recibida con algarabía a las puertas de los juzgados donde se congregaron decenas de personas que corearon “Justicia para Michael” y algunas no pudieron contener las lágrimas tras saber que Murray iba a ir a la cárcel por el fallecimiento del “rey del pop”.

La reacción de los familiares del “Rey del Pop” tampoco se hizo esperar. “Se ha hecho justicia” , dijo Jermaine Jackson cuando abandonaba el edificio junto a sus familiares.

“Estoy feliz de que sea culpable, aunque esto no nos devolverá a Michael”, declaró Rebbie Jackson a la cadena HLN, que emitió el juicio que arrancó el 27 de septiembre en Los Ángeles.

“Gracias América, gracias al equipo de la acusación… Michael estaba en la Corte y es por eso que se logró la victoria” , explicó emocionada La Toya Jackson.

Agencia EFE